Tu perro se va de boda

¿Dejarías a tu mejor amigo en casa sin poder asistir a tu boda?


Cada vez hay más sitios donde nos permiten que nuestro perro nos acompañe en nuestra boda, podemos aprovechar la ocasión para disfrutar más de él, haciéndole partícipe de ésta.


Para poder tener los resultados óptimos es necesario trabajar con el perro unos cuantos meses antes de la fecha, ya que requiere un esfuerzo y dedicación extra para poder enseñarle las habilidades necesarias y generalizarlas en cualquier entorno y situación.


El adiestramiento en positivo además te permitirá mejorar el vínculo con tu perro, aprender a comunicarte mejor con él y a entenderle. De esta forma será más sencillo satisfacer sus necesidades y evitar problemas de conducta en el futuro.


Para conseguir esto, lo óptimo es que el adiestrador enseñe a los responsables del perro qué hay que hacer, cómo y por qué, en cada momento. Otra ventaja de esta forma de trabajo es que conseguimos reducir mucho la cantidad de sesiones de adiestramiento.


También es necesario tener muy en cuenta las aptitudes del perro ya que no todos pueden hacer las mismas cosas ni con la misma facilidad, por lo que no podremos pedir a un San Bernardo, o un perro con 11 años, que salte (por ejemplo) o, si tenemos un chihuahua, no podemos pretender que lleve algo pesado en la boca…


El perro puede cumplir el rol que queramos siempre y cuando sus aptitudes lo permitan. Para esto necesitamos las pautas de un especialista. En MWedding & Events trabajamos siempre utilizando métodos divertidos y eficaces para garantizarte que tu amigo supere tus expectativas en este día tan especial.


Nosotros te damos las herramientas para que podáis disfrutar todos los miembros de la familia juntos, incluido él, tu más fiel amigo.

25 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo